TRONCO NAVIDEÑO DE CHOCOLATE CON MERENGUES & PIÑAS DE ALMENDRAS

Después de un par de semanas de asueto, reaparezco por aquí de nuevo y lo hago con una receta muy especial y que me ha hecho mucha ilusión preparar. El motivo es que de nuevo y por segunda vez consecutiva, he sido convocada para participar en «El Calendario de Adviento» que las chicas de «La Chocolaterapia» organizan en el mes de diciembre. No puedo estar más contenta, porque es un proyecto que me encanta. Durante el mes de diciembre, concretamente desde el día 1 hasta el 24 de diciembre, se abren las ventanas del calendario, que se traducen en publicaciones con deliciosas recetas navideñas de chocolate. Os dejo enlace para que podáis acceder a todas ellas, clic=> Calendario de Adviento . Es un recopilatorio ideal por si estáis pensando que preparar los próximos días de celebración. No dejéis de pasar y echar un vistazo.

Hoy, 18 de diciembre es mi TURNO!!! Así que vamos con mi propuesta. En esta ocasión he escogido este TRONCO NAVIDEÑO DE CHOCOLATE, tenia muchas ganas de preparar uno, creo que es una de las recetas navideñas por excelencia y seguro es un acierto como postre para coronar vuestras mesas en la celebraciones que están por venir.

Esta delicia esta compuesta por un suave y esponjoso bizcocho de chocolate; en su interior una crema de cacao y Baileys, y cobertura de ganache de chocolate. Queda claro que el protagonista es el chocolate sin duda. Lo he querido acompañar de varias pequeñas elaboraciones, pero no menos importantes, que le dan un toque más navideño si se puede: unos merengues navideños, unas piñas de mazapán con almendras y para decorar arándanos rojos y romero escarchados.

Ahora sí, vamos con la receta, no sin antes aconsejaros que se trata de una receta con varias elaboraciones, valga la redundancia, y que es conveniente que si os animáis a prepararla, leáis con detenimiento todos los pasos para poder organizaros bien, también os comento que a pesar de que pueda parecer un tanto complicado, dividiendo las tareas, veréis que no lo es tanto. Para que os sea más fácil, las elaboraciones e ingredientes van en orden, de como yo las he preparado. No agobiarse!!

TRONCO NAVIDEÑO DE CHOCOLATE

Receta Fuente: Aquí os dejo enlace de la receta sobre la que me he inspirado, algunos ingredientes y cantidades han sido adaptados en mi receta.

MERENGUITOS NAVIDEÑOS

Los merengues podéis prepararlos con antelación de unos días o justo el día anterior.

Ingredientes:
  • 200 gr. de azúcar
  • 3 claras de Huevo
  • Manga Pastelera
  • pincel
  • Colorantes: En mi caso es usado colorantes en gel, Red de Sugarflair y verde Kelly de Wilton.
  • Papel vegetal
Preparación:

Ponemos el azúcar y las claras en un cazo al baño María, para que el azúcar se disuelva por completo. Es importante que la temperatura no supere los 65ºC (para ello, es necesario disponer de un termómetro de azúcar), para que no se cocinen las claras. En su defecto, sabremos que esta listo, cuando tomando una pequeña cantidad con los dedos no se note para nada el azúcar.

Dejamos enfriar un poco y después batimos la mezcla de 5 a 7 minutos, aumentando progresivamente la velocidad, hasta que forme picos.

Para teñir los merenguitos de colores, cogemos la manga y con ayuda de un pincel, dibujamos en el interior de la manga, cuatro líneas de color rojo (después haremos lo mismo con el color verde) hay que abrir bien la manga para que no se os cierre y las líneas se dispersen por todos lados. Una vez hayáis trazado las líneas, introducimos el merengue con cuidado. Yo no he usado boquilla, pero si queréis podéis usarla.

Forramos la bandeja del horno con papel vegetal, podemos ayudarnos en las esquinas con un poco de merengue para que el papel quede bien fijado a la bandeja y no se mueva.

A continuación, comenzamos a formar los merengues, lo siento, no me da la vida para hacer videos, pero no es difícil, presionamos la manga para que salga formando una montañita redonda y a continuación levantamos de forma rápida. Al principio saldrán blancos y después poco a poco irán saliendo con el color. Os confieso que esta es la primera vez que los hago, y la verdad que estoy contenta con el resultado.

Una vez que hayáis formado los merengues, (con estas cantidades salen bastantes para poder practicar, yo hice una bandeja de cada color, y salen un montón) introducimos al horno, precalentado a 100º C durante unos 40-45 minutos aproximadamente. Transcurrido este tiempo, sacamos y dejamos enfriar. Podéis guardarlos en un bol o recipiente tapado e incluso bolsas de plástico con cierre, hasta que los vayáis a utilizar.

PIÑAS DE MAZAPAN CON ALMENDRAS

Esta elaboración no es complicada pero si laboriosa, hay que tomarse su tiempo por ello, igualmente es muy aconsejable no dejarla para el último día.

Ingredientes:
  • 165 gr. Azúcar glas
  • 200 gr. Harina de Almendras
  • Mitad y 1/4 de cucharadita de zumo de limón
  • 1 Huevo L batido
  • Almendras Laminadas 200 gr. *
  • Cacao en polvo

(*) La cantidad de almendras laminadas dependerá de como sean si tenéis acceso a una buena almendra que no se rompa o quiebre con facilidad, en caso contrario quizás necesitéis más cantidad, ya que solo escogeremos las que no estén rotas o partidas.

Preparación:

En el bol de la batidora, mezclamos la harina de almendras con el azúcar glas.

Agregamos el zumo de limón y seguimos mezclando.

Cambiamos las varillas por el gancho de amasar y comenzamos a amasar la mezcla lentamente, a la vez que vamos incorporando el huevo batido, lo haremos poco a poco. La mezcla ira adquiriendo consistencia de masa. También se puede hacer a mano sin necesidad de amasadora.

Cuando la mezcla se haya convertido en una masa que se despegue de las paredes del bol, formamos un cilindro con ella, lo envolvemos en papel film y al frigorífico durante una hora o hasta el día siguiente.

Llegado el momento en el que nos dispongamos a formar las piñas, recuerda sacar la masa del frigo con antelación para que se atempere y no este demasiado fría.

Cortamos la masa en pequeñas porciones, y formamos con las manos una especie de ovalo parecido a la forma de un huevo. Cortaremos cada ovalo por la mitad y colocaremos las mitades sobre papel vegetal.

A continuación, vamos decorando con la almendra laminada de forma que parezcan piñas como las de los piñones. Por último espolvoreamos con cacao en polvo para darle el toque final. Podéis guardarlas en un recipiente hermético en lugar fresco, incluso en el frigo.

ARANDANOS ROJOS Y ROMERO ESCARCHADOS

Esta preparación podéis hacerla la noche anterior.

Ingredientes:
  • 125 gr. de Arándanos rojos frescos
  • Romero
  • 400 gr. de Azúcar (200 para el almíbar y 200 para escarchar)
  • 240 ml. de agua
Preparación:

En primer lugar, lavamos los arándanos y el romero y reservamos en un bol o recipiente.

Preparamos un almíbar con el agua y 200 gr. de azúcar. Llevamos a ebullición el agua con el azúcar durante unos 3 minutos. Retiramos y dejamos enfriar un poco.

Después vertemos el almíbar sobre los arándanos y el romero que teníamos reservados, removemos un poco para mezclar y dejamos reposar hasta el día siguiente.

A la mañana siguiente, colamos los arándanos y el romero, para retirar el almíbar, si queréis podéis conservarlo, se le queda el aroma del romero.

Vertemos sobre los arándanos y el romero los 200 gr. de azúcar restantes y removemos bien para que se mezcle.

Preparamos una bandeja forrada con papel vegetal y disponemos tanto las ramas de romero como los arándanos sobre ella, para que se vayan secando, aproximadamente un par de horas. Transcurrido este tiempo notareis que tanto los arándanos como el romero están escarchados con el azúcar. Me ha encantado esta preparación, es ideal para decorar cualquier postre navideño y podéis conservarlo sin problemas.

CREMA DE CACAO CON BAILEYS

Podéis prepararla el día anterior, incluso el mismo día, es muy fácil y sencilla, no lleva mucho tiempo.

Ingredientes:
  • 360 ml. de Nata para montar bien fría
  • 30 ml. de Crema de Baileys o cualquier otro licor que os guste.
  • 40 gr. de azúcar glas
  • 5 gr. de cacao en polvo
Preparación:

Agregamos todos los ingredientes en el bol y batimos bien con unas varillas o en la batidora, hasta que la nata monte y adquiera consistencia de crema. Reservamos en el frigo hasta su uso.

BIZCOCHO DE CHOCOLATE

Yo lo he preparado el mismo día.

Ingredientes:
  • 157 gr. de harina
  • 10 gr. de cacao en polvo
  • 1 cucharadita de levadura
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 6 Huevos L (yemas y claras por separado)
  • 200 gr. de azúcar (100 para las claras + 100 para las yemas)
  • 30 ml. de aceite vegetal (yo he usado girasol)
  • 1 y 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 15 gr. de cacao en polvo para enrollar
  • Azúcar glas para decorar
Preparación:

En primer lugar tamizamos y mezclamos los ingredientes secos, harina, cacao, levadura y sal y reservamos.

Separamos las yemas de las claras.

Precalentamos el horno 180º C. Preparamos la bandeja donde vayamos a hornear el bizcocho, forramos engrasamos con spray desmoldante y forramos con papel vegetal para que quede bien adherido y no se despegue. Volvemos a engrasar con spray encima del papel vegetal, podemos extenderlo con un pincel para que quede bien repartido.

Montamos las claras con los 100 gr. de azúcar hasta que formen picos. Retiramos las claras del bol de la batidora y las pasamos a otro bol.

En el mismo bol que hemos montado las claras (sin necesidad de limpiarlo) agregamos las yemas, con los 100 gr. de azúcar, el aceite y el extracto de vainilla y batimos durante varios minutos 3 o 4 hasta que la mezcla blanquee y se vea esponjosa.

A la mezcla de yemas, agregamos la mitad de las claras montadas y batimos unos segundos a velocidad lenta, añadimos el resto de claras y volvemos a batir igualmente, sin llegar a sobrebatir para que no baje la mezcla, este paso se puede hacer con espátula en lugar de batir, pero la verdad es que a pesar de batirlo la mezcla no baja.

A continuación incorporamos la mezcla seca (harina y resto de ingredientes que habíamos reservado) a la mezcla de claras y huevos, este paso ya con la espátula, agregamos la mitad de la mezcla de ingredientes secos y mezclamos con movimientos envolventes hasta que se haya integrado todo. Repetimos la operación con la otra mitad.

Una vez lista vertemos la mezcla sobre la bandeja que hemos preparado anteriormente, extendemos y alisamos bien con la espátula para que quede bien repartido. Dejamos caer la bandeja sobre un paño golpeando su base para que la mezcla se asiente e introducimos al horno, unos 20 minutos aproximadamente, aquí ya sabéis que depende de cada horno, lo importante es que no se hornee demasiado para evitar que los bordes se pongan duros.

Para saber si esta listo podéis abrir hundir un poco el dedo y si vuelve a su estado es que esta en su punto.

ENROLLADO DEL BIZCOCHO

Para enrollar el bizcocho vamos a necesitar un paño de cocina grande y los 15 gramos de cacao que os he puesto en los ingredientes. Mientras se hornea el bizcocho, disponemos el paño sobre una superficie lisa y espolvoreamos el cacao por todo el paño, tamizándolo con un colador.

Una vez listo el bizcocho lo sacamos y directamente volcamos sobre el paño espolvoreado de cacao, no sin antes pasar un cuchillo por los bordes para que se despegue, esto lo hacemos todo en caliente sin dejar enfriar el bizcocho. Una vez que hayamos volcado el bizcocho sobre el paño, retiramos el papel vegetal y acto seguido comenzamos a enrollarlo con ayuda del paño, de este modo no se quiebre ni se rompe, vas a comprobar que se enrolla perfectamente.

Para este paso, podéis consultar mi receta del calendario de adviento del año pasado, TARTA TRONCO DE NAVIDAD DE CHOCOLATE, hay un paso a paso en fotos para que podáis seguir mejor el procedimiento, también podéis consultar la receta fuente que os he dejado al inicio.

Una vez enrollado dejamos que el bizcocho enfríe a temperatura ambiente y podemos preparar la ganache de chocolate.

GANACHE DE CHOCOLATE

Ingredientes:
  • 170 gr. de chocolate para fundir (yo he usado Nestlé postres negro 70%)
  • 180 ml. de Nata para montar
Preparación:

Troceamos o picamos el chocolate y lo reservamos en un recipiente, preferiblemente de cristal para que aguante el calor.

Calentamos la nata en un cazo y llevamos a ebullición, cuando empiece a hervir, retiramos y vertemos la nata sobre el chocolate troceado.

Dejamos unos minutos y comenzamos a mezclar con una cuchara de madera o espátula, de forma que el chocolate se funda en la nata. Nos quedará una mezcla cremosa y brillante.

Dejamos enfriar a temperatura ambiente y después la introducimos en el frigo una media hora.

DECORACION Y MONTAJE

Cuando el bizcocho haya enfriado, comenzamos a desenrollarlo con cuidado. Untamos la crema del relleno extendiéndola bien por toda la superficie del bizcocho, después comenzamos a enrollar de nuevo el bizcocho con cuidado. Podemos dejarlo en el frigo enrollado en el frigo, cubierto con papel film unas horas hasta que vayamos a emplatarlo.

Llegado el momento de emplatar, disponemos el rollo de bizcocho sobre una tabla de madera y hacemos un corte en diagonal a uno de sus extremos para colocarlo como brazo del tronco.

Una vez cortado, ten en cuenta emplatar el tronco en la fuente donde lo vayas a servir, para evitar tener que traspasarlo después.

En este punto podemos comenzar a untar nuestro tronco con la cobertura de ganache que hemos preparado (si has tenido la ganache en el frigo más tiempo de la media hora, deberá atemperar para poder manejarlo). Con ayuda de un alisador o espátula repartimos el ganache por toda la superficie de nuestro tronco. Después lo llevamos al frigo para que la cobertura endurezca, una media hora o así.

Ahora viene lo más divertido, a decorar!!! Sacamos el tronco del frigo y con ayuda de un tenedor le hacemos dibujos de forma que parezca un tronco. A continuación, comenzamos a decorar como más nos guste nuestro tronco. Yo he puesto los arándanos y el romero escharchados por encima, las piñas de acompañamiento con los merenguitos que adornan el borde de la fuente. Finalmente espolvoreamos con azúcar glas.

YA TENEMOS NUESTRO TRONCO DE NAVIDAD!!! Espectacular no? Y si lo piensas, salvo que son a preparar varias elaboraciones, en si, la preparación del tronco no es tan complicada. Podéis prescindir de algunas de las elaboraciones si no disponéis de mucho tiempo, incluso poner otras que os gusten, chocolatinas, bastones de caramelos, etc… Pero merece la pena preparar esta delicia os lo aseguro y vuestros comensales van a flipar…jejeje

Hasta aquí mi post, espero que os haya gustado esta receta y que os animéis a prepararla, no os vais arrepentir, yo he disfrutado mucho haciéndola, cada año creo que me complico un poco más eso si, pero tengo que reconocer que me encanta!!! De nuevo dar las gracias a las chicas de la Chocolaterapia por contar conmigo!!!

Espero que os haya gustado esta receta. Estaré encantada en conocer vuestra opinión si os animáis a prepararlo. Podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

TRENZA DE HOJALDRE CON SALMÓN Y PUERROS

Recién entrados en diciembre, las redes en cuanto a comida se refiere están a tope de preparaciones navideñas por doquier, tanto dulces como saladas. A mi me encanta!! Un sinfín de ideas para ofrecer a tus comensales en los días de celebración.

Yo me voy a unir a tanta propuesta deliciosa. Hoy para variar, y nunca mejor dicho, con algo salado. Si habéis oído bien, aunque lo mío es lo dulce, de vez en cuando hay que incluir algo de variación y la verdad es que está receta es para guardársela. Tengo que reconocer que lo salado triunfa, y bastante, no todo va a ser dulces, y para muestra, la otra receta salada que tengo en el blog y que con esta sumarán dos!!!! Jajajaja!!! Es una de las recetas más visitadas a día de hoy, te dejo enlace por si aún no has echado un vistazo.

Pero ahora vamos con la de hoy. Llevo cerca de tres navidades preparando está trenza de hojaldre y la verdad es que además de rápida y sencilla, es deliciosa e ideal para cualquier celebración. Los ingredientes, salmón fresco, puerros y una lamina de hojaldre. Nos ponemos manos a la obra??

TRENZA DE HOJALDRE CON SALMÓN Y PUERROS

Receta fuente: https://amimaneracocinando.com/trenza-de-hojaldre-con-cremoso-de-salmon-y-puerros/

Ingredientes:
  • 260-300 gr. de Salmón fresco
  • 1 lamina de hojaldre rectangular
  • 1 puerro mediano-grande
  • 1 cucharada de harina
  • 120 ml. de Leche
  • Huevo batido para pincelar el hojaldre
  • Sal
  • Aceite de Oliva
Preparación:

En primer lugar, preparamos los lomos de salmón, nos aseguramos de que no haya espinas. Cortamos el salmón en dados, salamos y reservamos. Lavamos, y cortamos el puerro.

En una sarten ponemos un fondo de aceite de oliva, y añadimos el puerro, pochamos hasta que se quede blandito. Añadimos la cucharada de harina y removemos e incorporamos la leche poco a poco mientras removemos con una cuchara de madera, seguiremos removiendo hasta que se forme una bechamel cremosa y espesa.

Una vez lista la bechamel, añadimos el salmón, damos una vuelta mezclando los ingredientes y retiramos del fuego. Se terminará de hacer en el horno. Dejamos enfriar la preparación.

En este momento ponemos a precalentar el horno 190º C., calor arriba y abajo.

Preparamos nuestra base de hojaldre. Estiramos la lamina en la bandeja donde vayamos a hornear, forrada con papel vegetal o de horno. Dividimos la lamina en tres rectángulos, haciendo el dibujo con un cuchillo, sin llegar a cortar el hojaldre. Vamos a delinearlo pero no cortarlo. En el rectángulo central irá la mezcla de salmón y puerro.

En los rectángulos de los lados, haremos cortes iguales en forma de tiras, de unos 2 cm para formar la trenza. Yo primero la delineo y luego termino cortando.

Una vez tengamos marcado el hojaldre, añadimos la mezcla de salmón y puerro en el rectángulo central y extendemos de forma que se reparta por todo el rectángulo, dejando en los bordes hueco para poder cerrar la trenza.

Comenzamos a cerrar el hojaldre, levantamos un poco el borde de la parte central del hojaldre, esa parte en la que hemos dejado hueco y empezamos a cerrarlo, interponiendo una tira de un lado y de otro que iremos cruzando, así hasta que lo cerremos del todo.

Una vez listo, con ayuda de un pincel, pintamos la trenza con huevo batido, e introducimos al horno, durante aproximadamente 40 minutos o hasta que veas que esta dorada y lista.

Transcurrido este tiempo, sacamos del horno, dejamos enfriar y a comer!!!!

Estarás de acuerdo conmigo en que es una receta muy sencilla. Y ya me contarás lo buena que esta si la preparas.

Espero que os haya gustado esta receta. Estaré encantada en conocer vuestra opinión si os animáis a prepararlo. Podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

En este caso, no diré Dulces Postres!!!! Jejeje….

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

Bundt Cake de Calabaza con Cobertura de Chocolate

Estamos en temporada de calabaza, así que hay que sacarle el mayor partido a este producto tan delicioso y versátil, ya que admite ser cocinada tanto dulce como salado. Por estos lares ya sabéis que predomina lo dulce así que hoy os dejo una auténtica delicia, no está bien que me lo calle, así que aunque quede feo que lo diga, este bizcocho está espectacular, riquísimo, tengo que confesaros que me lo hubiera comido yo solita sin compartirlo con nadie.

El día 15 de noviembre se ha celebrado el #nationalbundtcakeday como ya sabéis por recetas anteriores, es un homenaje a los preciosos moldes de la marca Nordic Ware.

Así que como ya es tradición, para mi propuesta para este año he preparado este bizcocho de calabaza con cobertura de chocolate. Para esta ocasión he escogido el molde Kugelhopf, que es uno de mis favoritos!!

Sin más dilación, vamos con la receta….

BUNDT CAKE DE CALABAZA

Ingredientes (Molde Kugelhopf 10 tazas- 20cm diámetro, también podéis usar molde normal):
  • 400 gr. de Calabaza *
  • 325 gr. de Harina
  • 2 cucharaditas de canela molida
  • 1 cucharadita de jengibre molido
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 3/4 de cucharadita de levadura (tipo Royal)
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 220 ml. de aceita vegetal (en mi caso girasol)
  • 190 gr. de azúcar blanquilla
  • 110 gr. de azúcar moreno
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 3 Huevos L
Preparación:

(*) Con los 400 gramos de calabaza, vamos a preparar un puré. Pelamos y cortamos la calabaza en cubos y cocemos en un cazo con agua (cantidad para cubrir la calabaza) junto con 75 gr. de azúcar moreno, una rama de canela y 2 clavos (especia). Una vez cocida, retiramos la canela y los clavos y dejamos enfriar.

Pesamos y tamizamos los ingredientes secos: Harina, canela, jengibre, bicarbonato, levadura y sal. Reservamos.

Precalentamos horno 180 grados.

Batimos las dos clases de azúcar con los huevos, que iremos incorporando uno a uno, dejaremos batir esta mezcla unos minutos hasta que se vea esponjosa, después añadimos el aceite en forma de hilo sin dejar de batir. A continuación agregamos el extracto de vainilla y seguimos batiendo un poco más.

Por último, incorporamos los ingredientes secos y la calabaza cocida, que habremos machacado previamente con un tenedor. Alternamos adicciones de la mezcla seca y la calabaza hasta terminar. Batimos un poco más y terminamos mezclando con espátula para no sobrebatir.

Engrasamos el molde, siguiendo las indicaciones que os anoto a continuación y lo introducimos al horno precalentado 180 grados, calor arriba y abajo, sobre rejilla, durante un periodo aproximado de 50-60 minutos o hasta que al pinchar con un palito salga seco.

Transcurrido este tiempo, sacar del horno y dejar enfriar 10 minutos exactos, tras los que procederemos a desmoldar el bizcocho y lo dejamos enfriar sobre rejilla.

Consejos para un correcto moldado y desmoldado de Bundt Cakes

Cuando hice mi primer Bundt Cake, tuve suerte y no tuve problemas para desmoldarlo. Parte fue suerte pero la otra parte se la debo a los consejos de Bea Roque, que seguí minuciosamente para conseguir un buen resultado. Aquí os anoto todo por si decidís animaros y prepararlo. Os aseguro que si seguís todos los pasos correctamente, no tendréis problemas para obtener un buen desmoldado sin interferir siquiera que sea la primera vez o no.

  • Debemos engrasar bien el molde, yo uso spray desmoldante es muy cómodo y fácil, pero en su defecto podéis usar mantequilla siempre extendiéndola muy bien. Usaremos un pincel de silicona para untar las paredes del molde de abajo a arriba y de este modo ayudar a que la masa se extienda bien por el molde.
  • Vertemos la mezcla de nuestro bizcocho en el molde, echando todo en el mismo lado del molde y que sea la mezcla la que se reparta poco a poco por todo.
  • Alisamos la mezcla un poco con una espátula, y dejamos caer el molde varias veces, sobre un paño de cocina para que se asiente bien la mezcla.
  • Una vez fuera del horno, esto es muy importante, debemos dejar reposar exactamente 10 minutos, ni más ni menos y desmoldar sobre una rejilla, donde lo dejaremos enfriar.
  • Justo antes de desmoldar, podemos coger el molde y moverlo de abajo-arriba, izquierda a derecha, notaras que el bizcocho se mueve dentro del molde y que esta listo para desmoldar.

COBERTURA DE CHOCOLATE

Ingredientes:
  • 75 gr. de chocolate para fundir (yo uso Nestlé Postres)
  • 75 gr. de Nata liquida para montar
  • 10 gr. de mantequilla fría
Preparación:

Fundimos el chocolate con la nata en un cazo, removemos hasta que ambos adquieran una consistencia espesa. Añadimos la mantequilla fría y removemos hasta que se incorpore y la mezcla quede brillante. Sin que llegue a enfriar lo vertemos sobre el bizcocho, yo lo he hecho con ayuda de un biberón de plástico.

LISTO!!!! Ya tenemos nuestro Bundt!!! Espero que os guste esta receta, y os animo a que la probéis aunque no sea en un molde bundt cake, podéis dividir cantidades y hacerla en un molde alargado normal, porque esta delicioso, ideal para desayunos y meriendas!!!

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme. Espero que os haya gustado esta entrada, me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina). Y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

Galletas Jack o’ Lantern

Una de las cosas que más me gustan de la celebración de Halloween es ver todas esas calabazas con sus diabólicas pero graciosas sonrisas, aunque la verdadera historia sobre el origen de las calabazas, nada tiene que ver con su dulce y simpática expresión. Te gustaría conocer la leyenda?

Cuenta la leyenda de un hombre llamado Jack el Tacaño, tenía fama de embaucador y borracho. Una noche se topó con el mismísimo diablo que al oír hablar sobre él, quiso conocer al que amenazaba

con quitarle su puesto. Jack suplicó al diablo que antes de llevarse su alma le concediera beber una última cerveza. El diablo pensó que la petición de Jack era razonable. Fueron a una taberna y dejó beber a Jack todo lo que quiso. Esa noche Jack consigue burlar al diablo y escapar de la muerte. Hubo otros encuentros posteriores entre ellos de los que Jack consigue salir airoso, tanto que el diablo declina la idea de llevarse su alma. Unos años después Jack muere y cuando sube al cielo allí le deniegan la entrada claro está. Tampoco podía ir al infierno tenía cerrada la entrada. Su única opción era como el diablo le dijo: “Vuelve por dónde has venido!! ” El camino era oscuro y frío. El diablo le lanzó a Jack un carbón encendido para que pudiera ver algo. Jack vació un nabo y metió el carbón dentro a modo de farol. Desde entonces a los nabos y calabazas se les conoce como a “El tenebroso candil de Jack”

FUENTE: https://madreshoy.com/jack-o-lantern-la-leyenda-sobre-el-origen-de-la-calabaza-de-halloween/

La receta de hoy es un homenaje al «Tenebroso Candil de Jack» que se ha hecho tan popular en esta celebración. Lejos de dar miedo , creo que estás galletas son deliciosas y adorables.

Vamos con la receta…

Galletas Jack O Lantern

Receta Fuente: Os dejo enlace con la receta fuente, que es la que me ha servido para inspirarme y elaborar esta entrada. Las cantidades así como el procedo de elaboración han sido adaptados.

Ingredientes ( 10-15 galletas aprox.)
  • 170 gr. mantequilla a temperatura ambiente
  • 125 gr. Azúcar moreno o panela
  • 1/2 cucharada de extracto de vainilla
  • 2 Huevos L
  • 250 gr. Harina
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/4 cucharadita de jengibre
  • 1/4 cucharadita de sal
  • Chocolate para fundir
  • Mantequilla fundida
  • Azúcar y canela para decorar
  • Cortador de galletas con forma de calabaza (yo he usado este click aquí)
Preparación:

En un recipiente o bol agregamos los ingredientes secos, harina, bicarbonato, canela, jengibre, sal, que habremos tamizado previamente, y reservamos.

En otro bol, batimos la mantequilla, el azúcar y la vainilla, durante unos cinco minutos aproximadamente hasta que la mezcla se haga esponjosa.

Una vez lista la masa, es muy pegajosa, enharinamos una superficie y amasamos un poco. Después dividimos la masa en dos y colocamos una de las mitades (haremos lo mismo con la otra mitad) sobre un pliego de papel vegetal, ponemos otro pliego encima de la masa y con ayuda de un rodillo estiramos, si tenéis rodillo con medidas, pues 1/4 de grosor.

Cuando tengamos la masa estirada, introducimos al frigorífico varias horas o hasta el día siguiente.

Transcurrido el tiempo, sacamos las placas de galleta y dejamos atemperar un poco, pero ojo no demasiado, enseguida cogen temperatura.

La masa aunque este fría, es bastante pegajosa, esto y que el cortador que he elegido no es de expulsor, después de varios intentos llegue a la conclusión de que la mejor opción es retirar el pliego de papel de encima y cubrir con papel film. Después colocamos el cortador por encima del papel film, presionamos bien de forma que la masa se va a quedar dentro del cortador, pero con ayuda del papel film podremos sacar la forma. No obstante, se rompen bastante, pero algunas salen bien. Como siempre cuestión de práctica. Yo no he tenido mucho tiempo de practicas, pero como veréis las que salen bien, quedan muy graciosas.

Las formas que vamos sacando, las colocamos en la bandeja del horno, sobre papel vegetal y las introducimos otro rato al frigo, mientras se calienta el horno, que pondremos a 180º grados, calor arriba y abajo.

Introducimos las galletas al horno, durante unos 10-12 minutos o hasta que veas que empiezan a dorarse por arriba. Sacamos y dejamos enfriar sobre rejilla.

Mientras preparamos los ingredientes para decorar.

DECORACION

Para decorar las galletas, no os he puesto cantidades arriba, porque es un poco al gusto.

Primero decoramos la galleta con el chocolate, ya que debe enfriar antes de decorar la otra cara.

Fundimos el chocolate, unos 50-100gr., en el microondas o al baño maría

Mojamos la galleta por la parte de atrás en el chocolate fundido, alisamos con ayuda de una espátula y la dejamos enfriar sobre rejilla, hasta que el chocolate se quede duro. Seguimos el mismo procedimiento con el resto de galletas.

Preparamos un bol con azúcar y canela mezclados.

Derretimos un poco de mantequilla en el microondas, unos 10-15 gramos aprox.

Cuando tengamos decoradas todas las galletas con el chocolate. Decoramos con la mantequilla derretida con ayuda de un pincel, pintamos la cara de la calabaza y sumergimos la galleta en el bol de azúcar y canela. Seguimos el mismo procedimiento con el resto de galletas.

Llegados este punto ya tenemos nuestras galletas de doble cara, por un lado azúcar y canela y por el otro chocolate!!! Una autentica delicia, que a los más peques les encantará!!!

Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

TORTITAS DE ROSE MARIE

Antes de meternos de lleno con recetas para Halloween, os quería dejar esta receta de tortitas que, curioseando hace unas semanas, me encontré por casualidad. Aparentemente estas tortitas son más finas que la receta que suelo preparar, pero llevan un ingrediente que me ha llamado bastante la atención, manteca de cacahuete. Este componente les da un increíble aroma que se desprende mientras te las comes, y cierto saborcillo al cacahuete, no demasiado, cosa que a mi me ha gustado bastante.

Aclarar que aunque su apariencia es fina, no dejan de ser esponjosas que es de lo que se trata, así que en combinación con el aroma de cacahuete, hacen de estas tortitas una delicia, y claro esta si añadimos los acompañantes habituales, plátano, frambuesas, sirope, etc…. quedan espectaculares!!!

No me voy a enrollar más, que seguro que estáis deseando que os deje la receta, así que vamos a ello…

Tortitas

{Fuente: Enlace al articulo y receta original, pincha aquí }

Rosa Parks era una activista pro derechos civiles de EE UU. pasó a la historia en 1955 al negarse a ceder su asiento a un blanco. Su caso no fue el primero pero sí el más célebre, y dio pie a una lucha judicial en la que el Tribunal Supremo estadounidense acabó declarando inconstitucional la segregación en el transporte. Se conoce una receta de cocina que resume perfectamente quién era ella y de dónde venía.

Rosa Louise McCauley Parks (1913-2005)
Ingredientes:
  • 125 gr. de Harina
  • 2 cucharaditas de Levadura química tipo Royal*
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 huevo L
  • 305 ml. de Leche entera
  • 86 gr. de mantequilla de cacahuete
  • 1 cucharada de aceite (en mi caso de girasol)

(*) Esta es la única modificación que he hecho de la receta, en la original son cucharadas.

Preparación:

En primer lugar pesamos y tamizamos los ingredientes secos en un bol o recipiente. Harina, levadura, sal, azúcar. Reservamos.

En otro bol, añadimos el huevo junto con la leche, y la crema de cacahuete y batimos hasta que la mezcla sea homogénea.

Incorporamos los ingredientes secos a los líquidos y mezclamos bien con la espátula hasta que este todo bien integrado y sin grumos.

Preparamos una sartén antiadherente que engrasamos con un poco de aceite y ponemos a calentar a fuego medio.

Vertemos una porción de la mezcla con ayuda de un cuchara para servir sopa y dejamos que se haga hasta que se formen burbujas en la superficie, en este momento le damos la vuelta a la tortita para que se termine de hacer por el otro lado.

Seguimos el mismo procedimiento con el resto de la mezcla.

Podéis acompañarlas de fruta, sirope, mermelada, etc. Un pequeño inciso, el sirope de chocolate o pepitas en este caso acaparan todo el sabor de las tortitas, haciendo que se pierda ese sabor particular que tienen estas tortitas por lo que no lo recomiendo.

Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

PIONONOS DE SANTA FE

Como una hoja que se lleva el viento, se nos pasa el verano. Aunque todavía quedan algunos días. Septiembre es así de caprichoso, al menos aquí en Madrid, hoy llueve y llevamos chaqueta, y parece que ya no hay verano, y mañana volvemos a la manga corta.

Yo de vuelta por aquí, cuesta retomar las rutinas, pero es nuestro día a día. Me encanta estar por aquí de nuevo, que todas las rutinas sean como está… Espero que hayáis disfrutado de vuestro verano.

Hoy os traigo un dulce que tiene mucho que ver con mis veranos. No todos los años, pero siempre que podemos nos gusta pasar unos días en Almuñécar (Granada). Estos bollitos llamados PIONONOS DE SANTA FE son tradicionales de allí, concretamente de Santa Fe, una población cerca de Granada. Siempre que podemos, es visita obligada a la pastelería.

Estos pastelitos, se componen de un suave y esponjoso bizcocho enrollado aromatizado con canela y mojado con almíbar, relleno de yema pastelera que también corona el pastelito, una auténtica delicia.

Llevaba ya tiempo con la idea de prepararlos, un primer intento fallido con la yema pastelera, retrasó una semana más este post. Busque otra receta y el resultado es el que veis en las imágenes, para mí increíble, han quedado riquísimos.

Me ha encantado está receta, tanto las explicaciones como el vídeo con el paso a paso en Youtube, no dejéis de pasar a visitar a Eva de Bake Street os lo recomiendo, hace verdaderas maravillas con sus manos. Click aquí para ver la receta fuente.

Ahora sí vamos con la receta:

Bizcocho

Ingredientes (he dividido las cantidades de la receta fuente a la mitad, salen entre 5 o 6 piononos).
  • 2 Huevos L
  • 40 gr. de azúcar * ( 20/20)
  • 25 gr. Harina de trigo
  • 25 gr. Maizena
  • 15 ml. Leche

(*) El azúcar los dividiremos en dos partes 20 gr que usaremos para las claras y otros 20 para las yemas.

Preparación:

Preparamos una bandeja donde vayamos a hornear el bizcocho y la forramos con papel de horno o vegetal.

Pesamos la harina y la maizena, tamizamos y reservamos en un bol. Separamos las yemas de las claras.

Montamos las claras a punto de nieve con los 20 gr. de azúcar que hemos reservado para ello. Reservamos.

Precalentamos el horno 180 grados.

Batimos las yemas y vamos añadiendo los otros 20 gramos de azúcar poco a poco. Batimos bien durante unos minutos hasta que la mezcla blanquee. Añadimos la leche y seguimos batiendo hasta que se haya integrado.

A continuación incorporamos la harina y la maizena a la mezcla líquida, esto podemos hacerlo con una espátula, removiendo poco a poco hasta que la mezcla quede homogénea. Por último añadimos las claras montadas a la mezcla anterior, de igual forma con espátula y movimientos envolventes para que la mezcla no baje.

Extendemos la masa en el molde ayudándonos con una espátula para que quede liso. Introducimos al horno hasta que empiece a dorar por arriba, unos 8-10 minutos.

Yema Pastelera

Podéis prepararla en el mismo día o el día anterior, ya que debe enfriar para su uso.

Ingredientes:
  • 3 Huevos L
  • El peso de los huevos en azúcar ( sin cáscara)
  • 90 ml. Agua
  • 15 gr. Maizena
Preparación:

Cascamos los huevos y los pesamos. Tomamos como referencia el peso de los huevos para pesar el azúcar.

En un bol o recipiente, mezclamos el azúcar con la maizena. Reservamos.

A los huevos, les añadimos el agua y los batimos con unas varillas hasta que estén bien mezclados.

Después vertemos los huevos sobre una olla , antes de ello colamos el contenido, para evitar la galladura del huevo.

Agregamos el azúcar y la maizena que teníamos reservado y removemos con las varillas para que se mezcle. Ponemos a calentar a fuego medio y seguimos removiendo hasta que espese. Unos 10 minutos aproximadamente.

Una vez haya adquirido la consistencia, retiramos del fuego y vertemos sobre un bol o recipiente. Cubrimos con papel film pegándolo a la superficie de la crema y dejamos enfriar a temperatura ambiente.

Almibar

Preparamos un almíbar con unos 100 ml de agua y 100 ml de azúcar. Ponemos a hervir la mezcla de los dos ingredientes, y cuándo llegue a ebullición dejamos unos dos- tres minutos. Después retiramos del fuego y dejamos enfriar. Podéis añadir un poco de Ron, esto es opcional.

Montaje

Es conveniente tener el almíbar y la yema pastelera preparados con anterioridad al bizcocho, ya que una vez sacamos este del horno, directamente montaremos los pastelitos.

Una vez listo el bizcocho, sacamos y le damos la vuelta con cuidado sobre una superficie, para poder despegar el papel de horno adherido a la base, después volteamos de nuevo y podemos colocar el bizcocho sobre el papel de horno que hemos despegado.

Cortamos un poco los bordes que han quedado desiguales para darle forma de rectángulo y pincelamos el bizcocho con el almíbar. Espolvoreamos con canela y seguidamente cogemos dos o tres porciones de la yema pastelera y untamos ayudándonos con una espátula.

No conviene pasarse con el relleno, ya que al enrollar el bizcocho se saldrá. Una vez hemos extendido la yema, comenzamos a enrollar el bizcocho con cuidado, podemos ayudarnos del papel de horno. Debe quedar como un brazo de gitano. Después cortamos en porciones de aproximadamente 4 cm y medio (en mi caso) y disponemos los pastelitos en cápsulas de cupcakes.

Volvemos a humedecer cada bollito con el almíbar, arriba, abajo y laterales. Y finalmente con ayuda de una manga pastelera, les hacemos un copete.

Una vez formados todos los copetes, espolvoreamos un poco de azúcar en la parte de arriba de cada pastelito y con el soplete quemamos el azúcar, para que se tueste y tenga ese saborcito tan delicioso. En mi caso, no es que haya usado mucho el soplete, así que tengo que seguir practicando…

Llegados a este punto, ya sabéis lo que toca….hincarle el diente…ñam!!!!

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme. Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina). Y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces Postres!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

TARTA DE LIMON Y FRAMBUESAS

En el mes de junio, es mi cumpleaños, así que en la entrada de hoy, os muestro mi Tarta de Cumpleaños y os dejo la receta, es una tarta deliciosa, y estoy segura de que os gustaría prepararla para alguna ocasión especial. Desde que la vi, tenía claro que iba a ser mi pastel de cumpleaños.

Vamos con la receta….

LA TARTA

Con respecto a la receta original, he cambiado alguno de los ingredientes, en lugar de utilizar aroma de almendra y amaretto, lo he sustituido por extracto de limón. He dividido las cantidades a la mitad y he usado un molde de 15 cm de diámetro. Aquí os dejo enlace de la receta original.

Ingredientes para el bizcocho:
  • 160 gr. de Harina todo uso
  • 1 y 1/2 cucharaditas de levadura química tipo Royal
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 115 gr. de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 150 gr. de azúcar
  • 3 claras de huevo L
  • 85 gr. de leche entera
  • 75 gr. de crema espesa (Tipo Creme Fraiche)
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 cucharadita de extracto de limón
Preparación:

En un bol o recipiente tamizamos la harina y el resto de ingredientes secos, levadura, bicarbonato, sal y reservamos.

Precalentamos el horno 180 º grados, calor arriba y abajo.

En el bol de la batidora si usas una batidora de pie, batimos la mantequilla con el accesorio pala a velocidad media durante un minuto. Después vamos incorporando en forma de lluvia el azúcar mientras seguimos batiendo, una vez hayamos incorporado todo el azúcar, batimos a velocidad alta durante un par de minutos.

Bajamos la velocidad y añadimos las claras de huevo poco a poco mientras batimos.

En un cuenco o jarrita mezclamos el extracto de limón, el extracto de vainilla, la leche y la crema espesa.

Agregamos a la mezcla de mantequilla, claras y azúcar, la harina en tres adicciones, intercalando entre ellas con la mezcla de leche, crema y extractos, y batimos hasta que la mezcla sea homogénea. Terminaremos mezclando con la espátula para no sobrebatir.

Vertemos la mezcla en el molde que habremos engrasado y forrado previamente, y lo introducimos al horno, durante 35-40 minutos aproximadamente, hasta que al pinchar con un stick o brocheta el palito salga limpio.

Una vez listo, sacamos del horno, dejamos enfriar unos 10 minutos, desmoldamos y dejamos que enfríe totalmente sobre rejilla.

Mientras preparamos la crema de cobertura o glaseado.

CREMA DE MANTEQUILLA CON CHOCOLATE BLANCO

Para la crema si que he seguido las cantidades de la receta, así nos aseguramos de tener bastante crema para cubrir y rellenar.

Ingredientes:
  • 230 gr. de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 280 gr. de azúcar glas
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 1 cucharada de crema espesa
  • 1/4 de cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharadita de extracto de limón
  • 170 gr. de chocolate blanco
Preparación:

En primer lugar troceamos el chocolate y en un bol de cristal lo metemos al microondas un minuto para que se funda, también podéis hacerlo al baño maría. Sacamos y mezclamos con la espátula, si necesitas lo vuelves a introducir un poco más hasta que adquiera la consistencia. Debe estar fundido no demasiado una mezcla espesa pero manejable. Lo dejamos enfriar.

En el bol de la batidora con el accesorio pala, batimos la mantequilla a velocidad media, una vez este suave, bajamos la velocidad y agregamos poco a poco el azúcar glas tamizado, de forma que se vaya incorporando a la mezcla sin dejar de batir. Una vez el azúcar este integrado, añadimos la sal, la crema espesa y los aromas y seguimos batiendo.

Finalmente vertemos sobre la mezcla sin dejar de batir, el chocolate fundido en forma de hilo. Cuando hayamos incorporado todo el chocolate, batimos a velocidad media-alta durante un minuto y listo.

MONTAJE Y DECORACION

Para montar y decorar la tarta vamos a necesitar:

  • Base para la tarta
  • Disco base para el bizcocho
  • Lira o cuchillo para cortar el bizcocho
  • Base giratoria para decorar
  • Espátula
  • 250 gr. de Frambuesas
  • Mermelada de Frambuesa

Aunque es un bizcocho pequeño, lo he dividido en cuatro placas iguales.

Disponemos la primera capa de bizcocho sobre un disco para tartas y este a su vez sobre la base de la tarta y untamos un generosa capa de la crema de mantequilla y chocolate con la espátula. Encima de la crema agregamos la mermelada de frambuesa a gusto, yo me quede algo corta, me encanta esta mermelada!!

Ponemos la siguiente capa de bizcocho y repetimos el proceso hasta poner todas las capas.

Finalmente untamos y decoramos con la crema la tarta, damos una primera capa y al frigorífico unos minutos.

Pasados los minutos sacamos y finalizamos la decoración, en mi caso no he querido complicarme y dejarla lisa, he preferido hacerle ese tipo de ondas, para que tuviera el aspecto de un pastel.

Por ultimo añadimos las frambuesas en la parte superior y listo!!!

Es una tarta deliciosa, a mi especialmente me gusta mucho el limón y las frambuesas!! Espero que os animéis a prepararla.

Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

LAYER CAKE DE PLATANO

Este año quería preparar algo especial para el Día de la Madre, quizás porque es lo único que puedo hacer, ya que la situación actual no nos permite celebrarlo, por ello he elaborado un postre muy especial pensado para ella. Una deliciosa tarta con unas bonitas flores, son un detalle que no puede faltar. Estaréis de acuerdo conmigo en que ellas le aportan aún más belleza y estilo al pastel.

LAS FLORES

En esta asignatura, por así decirlo, tengo que reconocer que estoy bastante pez, no tengo plantas en casa de ningún tipo, no me duran nada, soy todo lo contrario en ese sentido a mi madre que compra una planta de pascua y le dura todo el año y hasta le salen de nuevo las flores. Son muy pocas las ocasiones en las que he utilizado flores para decorar una tarta. Pero la verdad es que quedan preciosas y esta vez era la ocasión ideal para volver a hacerlo.

Las flores que he utilizado se llaman Gerberas, y no, no las había comprado nunca, ha sido la casualidad de que al ir a la Floristería eran las que quedaban. Otro de los inconvenientes en este caso, es no tener una buena referencia donde acudir. Cuando le dije al dependiente que quería unas flores para ponerlas en una tarta, era como si le hubiese preguntado la hora en chino. Al final a pesar de ello, estoy contenta con el resultado obtenido.

Las otras florecillas más pequeñas , se llaman Paniculata, estas si las conocía y las había comprado en otras ocasiones, me gustan mucho, son muy finas, sencillas y bonitas.

LA TARTA

El protagonista principal: El plátano, que es de mis frutas preferidas, sin duda, me encanta. Y el bizcocho me ha gustado mucho, por el sabor intenso a plátano que tiene. Había probado recetas con plátano, pero que estuviera tan presente no había hecho ninguna. La tarta esta compuesta de tres capas de bizcocho de… hemos dicho de plátano?? jejeje, con un frosting suave de crema de queso como relleno, acompañado de plátanos flambeados y un sirope de caramelo salado espectacular. La cobertura es una butterswiss de vainilla decorada con más caramelo y plátano deshidratado.

Venga que estas deseando ver la receta, vamos a ella….

BIZCOCHO DE PLATANO

{En el siguiente enlace puedes consultar la receta fuente, algunas cantidades e ingredientes de esta receta han sido adaptados}

Ingredientes (molde 15 cm. de diámetro):
  • 170 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 250 gr. de panela
  • 3 Huevos L
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • Buttermilk casera: 180 ml. de leche + 10 ml. de zumo de limón
  • 2 plátanos grandes machacados como puré
  • 280 gr. de Harina
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato de soda
  • 1 cucharadita de levadura química tipo royal
  • 1 cucharadita de canela
Preparación:

En primer lugar prepararemos la buttermilk casera, que no es más que mezclar la leche con el zumo de limón y dejar reposar durante unos 10 minutos, aproximadamente el tiempo en el que vamos preparando y pesando el resto de ingredientes.

La mantequilla, y los huevos deben estar a temperatura ambiente.

Engrasamos y forramos el molde.

Pesamos y tamizamos los ingredientes secos y reservamos.

Precalentamos el horno 180 grados, calor arriba y abajo.

Comenzamos batiendo la mantequilla con la panela, durante unos cinco minutos aproximadamente, hasta que la mezcla esponje y se vea homogénea.

Añadimos la vainilla, e incorporamos los huevos uno a uno, dejando que se integren en la mezcla, antes de añadir el siguiente. Una vez los huevos se hayan integrado por completo a la mezcla añadimos los plátanos que habremos machacado con un tenedor haciendo un puré.

Por último añadimos los ingredientes secos (harina, levadura, sal, bicarbonato y canela) que habíamos reservado, a la mezcla, lo haremos en tres adiciones, intercalando estas, con adicciones de la buttermilk que preparamos al inicio. Así hasta agotar ingredientes. Batiremos para que la mezcla quede homogénea pero sin necesidad de sobrebatir, es preferible, terminar de mezclar con la espátula.

Vertemos la mezcla en el molde, que habíamos preparado con anterioridad e introducimos al horno sobre rejilla, durante unos 45-50 minutos aproximadamente, hasta que al pinchar con un palito salga limpio. Una vez este listo, sacamos y dejamos reposar unos diez minutos, después desmoldamos y dejamos enfriar sobre rejilla.

RELLENO:

FROSTING DE QUESO

Este relleno ya lo he incluido en otras tartas como esta NAKED CAKE DE MORAS Y QUESO, es muy suave y queda delicioso con cualquier bizcocho, y ya ni te cuento en conjunto con el sirope de caramelo salado. Puedes dejarlo preparado el día antes de montar la tarta. Ten en cuenta que la nata debe estar bien fría para montarla, yo a veces meto el bol y las varillas al frigo unos minutos antes de montarla.

Ingredientes:
  • 250 gr. de queso crema suave tipo philadelphia
  • 160 gr. de Azúcar glas
  • 200 ml. de Nata liquida
Preparación:

Montamos bien la nata con unas varillas eléctricas o de forma manual y reservamos en el frigorífico.

Batimos el queso con el azúcar, si lo haces en la batidora, con el accesorio pala, hasta que este bien mezclado. También se puede hacer de forma manual.

Por último agregamos la nata montada sobre la mezcla de queso y azúcar y vamos mezclando con la espátula con movimientos suaves y envolventes para que la nata no baje. Podéis echar si lo necesitáis algún espesante o estabilizante. Yo uso gellespessa, 1/4 de cucharadita es suficiente, lo agregamos cuando estamos batiendo el queso y el azúcar.

Reservamos en el frigorífico hasta su uso.

PLATANOS FLAMBEADOS

Ingredientes:
  • 55 gr. de mantequilla
  • 100 gr. de azucar moreno o panela
  • 2 o 3 platanos, si son pequeños, mejor tres
  • 1/2 cucharadita de canela en polvo
  • 60 ml. de Ron
Preparación:

En una sarten, ponemos el azúcar a fuego medio, hasta que se vaya fundiendo y convirtiendo en caramelo, añadimos también la mantequilla, no es necesario esperar a que se funda todo el azúcar, para incorporarla. Removemos bien con un utensilio de madera. Añadimos la canela y removemos de nuevo.

Agregamos los platanos en rodajas y removemos dando vuelta y vuelta para que se vayan dorando.

A continuación añadimos el ron, removemos y con ayuda de un mechero, cerillas, etc., y con mucho cuidado prendemos para que se flambeen. Al poco rato la llama se apaga sola y ya esta listo. Reservamos hasta el montaje.

SIROPE DE CARAMELO SALADO

Para la cobertura de la tarta y parte del relleno, he preparado este sirope de caramelo salado, receta de mi amiga Marta, clic aquí, no dejes de pasar por su blog «Dulces para un Ángel» hace autenticas maravillas y unas fotos preciosas. La receta de este caramelo me cautivo cuando se la vi, así que tenia claro que esta era la ocasión ideal para probarlo. La receta la he seguido tal cual.

Ingredientes:
  • 200 gr. de azúcar
  • 80 ml. de agua
  • 150 ml. de Nata para montar
  • 50 gr. de mantequilla
  • 1/2 cucharadita de sal en escamas
Preparación:

En un cazo añadimos el azúcar y el agua y lo llevamos a ebullición hasta que adquiera color marroncito claro. Mientras calentamos la nata liquida sin que llegue a hervir pero que este caliente.

Cuando el caramelo este listo, retiramos del fuego y vertemos con mucho cuidado la nata caliente, ayudándonos de unas varillas removemos para mezclar bien. En este momento añadimos la mantequilla y la sal en escamas y ponemos de nuevo al fuego para que espese unos minutos más.

Una vez listo, podemos colarlo y reservarlo en un recipiente hasta su uso.

BUTTERSWISS DE VAINILLA

Para la cobertura yo siempre suelo hacer este tipo de crema, es una crema de mantequilla muy suave. Tiene más elaboración que una buttercream, pero se utiliza menos azúcar. La crema siempre la preparo el mismo día del montaje.

Ingredientes:
  • 250 de mantequilla a temperatura ambiente
  • 200 gr. de azúcar blanca
  • 3 claras de huevo
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
Preparación:

Ponemos el azúcar y las claras en un cazo al baño María, para que el azúcar se disuelva por completo. Es importante que la temperatura no supere los 65ºC (para ello, es necesario disponer de un termómetro de azúcar), para que no se cocinen las claras. En su defecto, sabremos que esta listo, cuando tomando una pequeña cantidad con los dedos no se note para nada el azúcar.

Dejamos enfriar un poco y después batimos la mezcla de 5 a 7 minutos, aumentando progresivamente la velocidad, hasta que forme picos. Llegado este punto, incorporamos poco a poco la mantequilla y batimos hasta que tenga la consistencia similar a la de un Helado. Añadimos el extracto de vainilla y listo.

MONTAJE

Para montar la tarta yo me ayudo de lo siguiente:

  • Disco dorado como base para la tarta
  • Base giratoria
  • Lira para nivelar los bizcochos
  • Espatula para alisar
  • Manga y boquilla para las decoraciones

En primer lugar cortamos el bizcocho ya frio, en tres placas ayudándonos de un cuchillo, si no tenéis lira.

Disponemos el disco dorado encima de nuestra base giratoria, untamos un poco de la crema de relleno (para que el bizcocho se fije bien al disco) y colocamos la primera placa de bizcocho. Cubrimos y extendemos con la crema de queso suave y añadimos el plátano flambeado y unos hilos de caramelo salado, colocamos la segunda capa de bizcocho y repetimos el mismo procedimiento.

Una vez montada, comenzamos a cubrir la tarta con la butterswiss, ayudándonos con la espátula. Damos una primera capa y la llevamos al frigorífico. Después volvemos a cubrir las veces que quieras y repetir el mismo procedimiento, hasta dejar a nuestro gusto.

La decoración final, como la mitad de la tarta estaba ocupada por las flores, decore la otra mitad con el caramelo y adornos de crema con la manga, añadí plátano deshidratado para terminar.

MONTAJE FLORES

Como he dejado claro más arriba, no soy una experta en este tema, pero si me gustaría contarte como he incorporado las flores a la tarta. A mi me ha servido verlo en otros blogs y en youtube. Espero que te sirva…

En la floristería tienen unos tubos no se como se llaman, que pueden llevar una pequeña cantidad de agua para que la planta siga nutriéndose a pesar estar cortada. Compré varios de esos tubos. También podéis usar pajitas de las gordas, para mi gusto es mejor, ya que con estos tubos que os digo, la tarta se resquebraja bastante.

Compre cinta verde para flores, es una cinta con algo de adhesivo, podéis encontrarla en cualquier chino o en tiendas especificas para jardinería. Sirve para cubrir el tallo de la flor de modo que este no entre en contacto con la tarta.

Lo que hice fue cortar los tallos de las flores, y cubrirlos con la cinta verde, después humedecí un algodón y se lo puse a cada flor al final en la parte del tallo cortada y metí las flores en los tubos de los que os he hablado antes pero sin agua claro. De este modo, la flor no entra en contacto con la tarta. Introduje los tubos con las flores, dentro de la tarta y aguantaron perfectamente para la sesión de fotos.

Lo sé esta vez hay mucho que hacer, pero el resultado merece la pena. La tarta para mi, una de las más ricas que he preparado. Espero que os guste tanto como a mí, y aunque tiene mucho trabajo, os animéis al menos a preparar el bizcocho, seguro que si te gusta el plátano, te va a encantar!!!

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme. Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina). Y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

CUPCAKES DE CHOCOLATE

Ya iba siendo hora de preparar cupcakes, hace tiempo que no los hacía y me encantan. Esta vez he escogido una receta con chocolate, pero íntegramente de chocolate, vamos que no sea por escatimar con este dulce que tanto nos gusta a la mayoría. Y aunque no este bien que yo lo diga, ha sido todo un éxito.

Estos cupcakes de chocolate son un verdadero pecado, en su interior un húmedo y jugoso cupcake de chocolate, decorado con una suave pero intensa crema de mantequilla y queso crema de chocolate. Si os gusta el chocolate negro os encantarán. Os diré que aunque pueda parecer empalagoso tanto chocolate, nada más lejos de la realidad porque según palabras textuales de mi marido (y él es mi mayor crítico): » Entran muy bien…» Así que como era de esperar, no han durado mucho en casa.

Vamos con la receta….

CUPCAKES DE CHOCOLATE

{En el siguiente enlace puedes consultar la receta fuente, algunas cantidades e ingredientes de esta receta han sido adaptados}

Ingredientes (12-16 cupcakes):
  • 195 gr. Harina todo uso
  • 285 gr. Azúcar
  • 80 gr. Cacao en polvo sin azúcar
  • 1 y 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 3/4 de cucharadita de levadura química
  • 3/4 de cucharadita de sal
  • 2 Huevos L
  • 30 gr. Crema agria ( tipo Crême Fraîche)
  • Buttermilk { 120gr. Leche + 1/2 y 1/4 cucharadita de zumo de limón}
  • 175 ml. Agua templada + 1/2 cucharadita de café instantáneo ( en mi caso descafeinado).
  • 60 ml. Aceite de girasol
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 2 onzas de chocolate picado ( del que más os guste, yo he usado Lindt al punto de sal)
Preparación:

En primer lugar preparamos la buttermilk casera, que no es más que mezclar la cantidad de leche indicada en los ingredientes, a temperatura ambiente, con el zumo de limón. Dejamos reposar la mezcla mientras pesamos y preparamos el resto de ingredientes.

En el recipiente de la batidora, ponemos todos los ingredientes secos, harina y cacao previamente tamizados, bicarbonato sódico, levadura y sal y batimos con el accesorio varillas hasta que estén bien mezclados.

Precalentamos el horno 180º C, calor arriba y abajo.

A la mezcla seca, le agregamos los huevos, la crema agría, la buttermilk, el agua templada, mezclada con el café instantáneo, el aceite, el extracto de vainilla y el chocolate picado y batimos bien la mezcla hasta que quede homogénea. La mezcla queda bastante liquida pero no os preocupéis esta bien es así.

Preparamos las capsulas de para los cupcakes y los disponemos en la bandeja.

Con la ayuda de una cuchara de helado, vertemos la mezcla en las capsulas rellenando un poco más de la mitad, no demasiado, crecen bastante, yo siempre peco de lo mismo suelo llenarlos demasiado. En este caso no es necesario.

Una vez tenemos todas las capsulas rellenas, introducimos al horno, durante unos 20 minutos aproximadamente.

Transcurrido este tiempo, comprobamos que están listos pinchando con un palito o stick y si sale limpio, sacamos y dejamos enfriar unos minutos. Después pasamos los cupcakes a una rejilla para que terminen de enfriar.

BUTTERCREAM DE QUESO Y CHOCOLATE

Ingredientes:
  • 170 gr. Mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 130 gr. de queso crema tipo philadelphia
  • 80 gr. de cacao en polvo sin azúcar tamizado
  • 1 y 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 pizca de sal
  • 250 gr. de azúcar glas
  • 2 cucharadas de nata liquida
Preparación:

Batimos el queso y la mantequilla en la batidora con el accesorio pala, hasta que estén bien mezclados.

Añadimos el cacao en polvo, el extracto de vainilla y la sal y seguimos batiendo hasta que la mezcle quede homogénea. Después bajamos un poco la velocidad y vamos incorporando el azúcar glas a cucharadas, sin dejar de batir, vamos echando una a una hasta que el azúcar se incorpore del todo en la crema de chocolate.

Finalmente agregamos las dos cucharadas de nata liquida y batimos un poco mas para que se mezclen.

El resultado es un crema untosa de intenso sabor a chocolate, pero a la vez suave nada empalagosa. Deliciosa os lo aseguro!!!

DECORACIÓN

  • Manga pastelera desechable
  • Boquila 1M Wilton
  • Fideos de chocolate

Decoramos nuestros cupcakes con ayuda de una manga pastelera y la boquilla que más os guste, y decoramos con sprinkles o fideos de chocolate, esto ya es opcional.

Llegados a este punto, solo nos queda degustar esta delicia de cupcakes, no digo más porque creo que solo verlos lo dicen todo…buen provecho!!!!

Espero que os haga gustado me encantaría saber vuestra opinión. Si os animáis a prepararlo podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!

RECETA DE BIZCOCHO BASICO

Hace ya unos meses dejé está receta en Instagram, para participar en un reto, para la creación de un recetario. Como no podía faltar una buena receta de bizcocho, decidí compartir mi receta de bizcocho básico, esa receta qué sueles hacer, que te sabes de memoria, porque es la que preparas para el desayuno o la merienda.

La receta que hoy os dejo es muy especial para mi. En casa nos encanta. Llevo muchos años preparándola y aunque también hago otros, está sin duda es la mejor. En mi familia, sobre todo a mi madre le encanta, hecho de menos poder disfrutar de un trozo desayunando con ellos, pero es algo que por el momento tendremos que dejarlo esperar.

Vamos con la receta…

BIZCOCHO BÁSICO

Ingredientes:
  • 300 gr Harina todo uso
  • 250 gr Azúcar
  • 250 gr Aceite (yo uso girasol)
  • 250 gr Leche entera
  • 4 huevos L
  • 16 gr Levadura química
  • Extracto de vainilla o ralladura de limón para automatizar
  • Azúcar glas para decorar
Preparación:

Antes de empezar, recuerda que la leche y los huevos deben estar a temperatura ambiente.

Prepara y pesa y todos los ingredientes. Tamiza la harina y la levadura. Reservamos.

Precalienta el horno 180 grados, calor arriba y abajo.

Batimos el azúcar y los huevos, que iremos incorporando uno a uno hasta que se integren. Batimos la mezcla durante cinco minutos aproximadamente.

Añadimos el aceite en hilo sin dejar de batir, después agregamos el aroma o la ralladura.

Incorporamos a la mezcla los ingredientes secos, harina y levadura, intercalando con adicciones de leche. Una vez terminado con los ingredientes, batimos un poco más y terminamos mezclando con la espátula para no sobrebatir.

Una vez listo, vertemos la mezcla sobre un molde que habremos engrasado y forrado previamente. Introducimos al horno sobre rejilla, durante 35-40 minutos, ya sabéis que aquí dependerá de cada horno.

Transcurrido este tiempo, sacamos y dejamos enfriar 10 minutos. Después desmoldamos y dejamos enfriar sobre rejilla. Cuando haya enfriado espolvoreamos con azúcar glas y listo para comer.

Quién quiere un trozo??

Es un bizcocho tierno y jugoso, creo que se aprecia en las fotos. Te puede durar varios días sin problema. También puedes partirlo y congelarlo en porciones.

Como habéis visto, es muy sencillo de preparar. Espero que os haga gustado me gustará saber tu opinión. Si os animáis a prepararlo podéis consultarme cualquier duda y etiquetarme en vuestras fotos en Instagram (@midulcevalentina).

Como siempre, agradeceros que hayáis dedicado un ratito a leerme, me hace muchísima ilusión que me dejéis algún comentario, y si queréis preguntarme cualquier cosa, yo estaré encantada en responderos por aquí o través de las redes sociales si decidís seguirme…

Dulces postres!!!!

Puntuación: 1 de 5.

Si te ha gustado esta entrada, te agradecería le dieras una valoración, esto me ayuda a conocer mejor vuestros gustos y crear contenido en base a ello. Muchas gracias!!!